«ARENA se niega a pedir perdón y no quieren saldar su deuda con la historia, y no asumen la responsabilidad de su fundador»

Por Redacción UH

Este año, la comunidad católica a nivel mundial, pero sobre todo en El Salvador vivió uno de los milagros más grandes, luego que el pasado 14 de octubre, el Vaticano realizó la canonización de Óscar Arnulfo Romero y Galdámez.

Sin embargo, previo a ese magno evento, inevitablemente la historia del Santo resurgió entre las memorias de los salvadoreños, ya que este habría sido asesinado por orden del fundador del partido ARENA, Roberto d’Aubuisson Arrieta, algo que los areneros se niegan a reconocer a pesar de los informes de la Comisión de la Verdad e incluso del mismo Vaticano.

Ante la actual coyuntura política que vive el país, de cara a celebrarse elecciones presidenciales, la fórmula arenera, cayó en el mismo error e incluso en lo «ridículo», de desestimar los informes como simples especulaciones del involucramiento de su fundador en el asesinato de San Romero.

Leonel Herrera, director de La Asociación de Radios y Programas Participativos de El Salvador (ARPASSV), lo señala: «ARENA se niega a pedir perdón y no quieren saldar esta deuda con la historia y no asumen la responsabilidad de su fundador. Carlos Calleja y Carmen Aída Lazo han caído en el ridículo al decir que eso solo es una especulación», declaró Herrera.

Comentarios

comentarios