Robo de $10 millones del caso Taiwán queda en la impunidad

Por Redacción UH

El robo y posterior desvío hacia el partido ARENA de $10 millones donados por el gobierno de Taiwán para damnificados de los terremotos de 2001, quedó en la impunidad, debido a una resolución de la Cámara Segundo de lo Penal, de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) emitida este viernes.

Con la resolución la Cámara exoneró de responsabilidad penal, de forma definitiva, el expresidente Elías Antonio Saca, a Juan Tennant Wrigth Castro, Gerardo Antonio Balzaretti Kriete y José Mauricio Felipe Samayoa, quienes habrían estado implicados en el cruce de cheques del gobierno hacia el partido tricolor y por lo que fueron acusados del delito de lavado de dinero.

Según las investigaciones, el expresidente Francisco Flores recibió el donativo, pero se lo entregó al entonces al entonces presidente de ARENA, Elías Antonio Saca, para que financiara parte de su campaña electoral del 2004.

Sin embargo la instancia judicial aclara que la exoneración de la responsabilidad penal no lleva consigo la extinción de la civil, por lo que esta deberá continuar en proceso.

Según la Camara Segundo de lo Penal, la resolución la tomaron los magistrados por considerar que el caso ya había prescrito cuando la Fiscalía se retrasó en iniciar la acción penal, lo que permitió que el plazo de diez años para su juzgamiento terminara.

Comentarios

comentarios