Los trolles SÍ votamos

Por Redacción UH

Sí, soy troll. Nadie le ha dicho a las cúpulas de los partidos que los troles existimos. En otros países le dicen Millenials, Generación X, la nueva generación, el futuro del país, Acá en El Salvador no. Para las cúpulas, para los dinosaurios, seguimos siendo trolles.

Sí, soy troll. Porque troll es aquel que cada día ruega por su vida cuando se sube a un autobús e implora no ser asesinado mientras lo asaltan. Troll es aquel que voltea a ver a cada lado en el semáforo cuando está en un alto esperando a que nadie con una pistola le toque su parabrisas. Troll es aquel que abre el portón de su negocio y de su casa cada mañana y vive el infierno de las extorsiones. Troll es aquel que piensa que sacar viejas tanquetas y camiones de museo es un chiste más.

Sí, soy troll. Porque troll es aquel que se esforzó para salir de la escuela y de la universidad sólo para saber que no hay trabajos. Porque Troll es aquel que nunca halló la posibilidad de cumplir el sueño de superarse en este país y decidió dejar a su familia, cruzar el desierto y buscarse un destino en otro lado. Porque troll es todo aquel que trabaja desde que sale el sol hasta que llega la noche y sabe que el dinero no le alcanza ni para un hogar digno, ni para medicinas, ni para llevar comida a la mesa.

Sí, soy troll. Porque troll es aquel que llega al Seguro, al Rosales o al Bloom y se indigna por el mal trato, porque no hay recursos, porque no hay medicinas.
Sí, soy troll. Porque troll es aquel que sabe que va trabajar hasta llegar a viejo y se siente impotente de que día a día le roban sus ahorros.
Sí, soy troll. Porque troll es aquel que está indignado de ver como ARENA y el FMLN se sentaron con las maras a negociar los votos.
Sí, soy troll. Porque troll es aquel que está harto de ver corruptos al frente de las instituciones y como no son perseguidos.
Sí, soy troll. Porque troll es aquel que sabe que cualquier juicio, cualquier sanción contra los políticos son puro show.
Sí, soy troll. Porque troll es aquel que ya no cree en los partidos políticos y somos los que queremos una TERCERA opción
Sí, soy troll. Porque troll es aquel que sabe que las cúpulas son los mismos de siempre y que lo único que buscan es conservar los beneficios de siempre
Sí, soy troll. Porque troll es aquel que se indigna que la esposa, que el hijo, que el amante, que toda la familia tienen buenos huesos en el gobierno mientras yo ando repartiendo curriculos.
Sí, soy troll. Porque troll es aquel que se enfurece saber que hay una funcionaria con tres o 4 plazas en el gobierno y yo no tengo trabajo.
Sí, soy troll. Porque troll es aquel al que le dicen que no se meta porque “estás muy jovencito”
Sí, soy troll. Porque troll es aquel que piensa que Salvador Sánchez Cerén es el peor presidente de la historia
Sí, soy troll. Porque troll es aquel que está seguro que no quiere a Ernesto Muyshondt de alcalde.
Sí, soy troll. Porque troll es aquel que piensa que los políticos que andan pintando casas, repartiendo escobas, regalando cakes y lentes, haciendo acrobacias en motos, son unos payasos.

Sí, soy troll. Porque quiero un cambio, porque ya me cansé, porque nadie me escucha, porque mi país va por mal rumbo y a los políticos sólo les interesa sus bolsillos. Porque a mí no me importa lo que quieran en Cuba o Venezuela. Porque ya estoy cansado de ver cómo las calles, las escuelas y los hospitales se caen a pedazos.

Sí, soy troll. Porque me indigna que los partidos como ARENA o el FMLN expulsen, aparten, aplasten y denigren a cualquiera que se les oponga a sus cúpulas de dinosaurios, a los que quieren hacer bien las cosas, a los que quieren sacar al país del fango.

Sí, soy troll. Porque prefiero a que me llamen troll para descalificarme a ser un dinosaurio, un fanático de la corrupción, un defensor de las cúpulas, una pluma pagada, a tener 5 onzas de inteligencia pero no una libra de lealtad para partidos que por 40 años han llevado al abismo a mi país.

Sí, soy troll. Porque sí voy a votar por un mejor país.

Comentarios

comentarios