#EspecialUH: Hospitales móviles en Honduras, una estafa millonaria

Por Redacción UH

A 36 grados centígrados, con el aire acondicionado en mal estado, a pesar de ser nuevos, los vagones del Hospital Móvil de Choluteca,
comprados hace más de un año a 200 millones de lempiras, son un hervidero y presentan diferentes fallas.

Según las investigaciones realizadas por la unidad investigativa de El Heraldo, a pesar de haber sido prometido como un hospital de ultima generación para atender a pacientes COVID-19, con 26 camas para cuidados de alta dependencia y 60 camas para unidades de cuidados intensivos con respiradores el inmueble no atiende a pacientes que enfrenten la enfermedad.

Nota de referencia / El Heraldo.Millonaria estafa: Hervidero en vagones del hospital móvil de Choluteca – Diario El Heraldo

Además han presentado constantes fallas eléctricas, baños en mal estado y goteras en algunos contenedores acompañan el modulo hospitalario de 91, la capacidad en el suministro de oxígeno no permite pacientes graves y los ventiladores son de bajo flujo por lo que ingresar un paciente de COVID-19 sería condenarlo a morir sin piedad.

La Comisión Interventora de Inversión Estratégica de Honduras (Invest-H), adquirió siete hospitales móviles por un valor alrededor de 48 millones de dólares para la atención de la pandemia, sin embargo, solo los de San pedro Sula y Santa Rosa de Copán atienden casos de COVID, los ubicados en Tegucigalpa y Choluteca dan respuesta a pacientes con otras patologías.

Invest-H pagó de contado a finales de abril de 2020, dicha cantidad antes mencionada al intermediario guatemalteco Axel López, en una dudosa transacción catalogada de corrupta por entes civiles, que investigaron los procesos e igualmente lo hizo el Ministerio Público que ha desarrollado en el caso varias líneas de investigación.

La versión inicial era que los siete sanatorios contarían con 91 camas en tres de ellos y 51 en los restantes cuatro, para totalizar 477, pero en la actualidad solo se atienden 45 pacientes en San Pedro Sula y 22 en Santa Rosa de Copán.