Al expresidente Funes no le bastó robar a los salvadoreños, ahora también le roba a los nicaragüenses

Por Redacción UH

Al expresidente Mauricio Funes no le bastó robar más de 351 millones de dólares a los salvadoreños, al grado que ahora también le roba a los nicaragüenses, con la complicidad del mandatario Daniel Ortega.

Según el periodista nicaragüense, Carlos Fernando Chamorro, editor propietario de la publicación «Confidencial.com.ni», el expresidente Funes recibe un salario mensual de 90,080.46 córdobas (unos $2,739 dólares al cambio oficial) de parte de la Cancillería de Nicaragua.

Pero como si ello fuera poco, el exmandatario salvadoreño asilado en el vecino país, también logró que su hijo Diego Funes Cañas, fuera contratado en el Ministerio de Relaciones Exteriores nicaragüense, devengando un sueldo de ocho salarios mínimos, es decir apróximadamente $1,500 por mes.

Ante ello, Chamorro emplazó al canciller Denis Moncada para que explique a los nicaragüenses los términos bajo los cuales ha contratado los servicios de Funes y de su hijo, quienes permanecen asilados y trabajando en Nicaragua desde el 2016.

«El canciller Moncada debe explicar cuáles son los términos de referencia de Funes y cuánto le ha pagado el Estado por hacer qué? Desde cuando está al prófugo por corrupción en la planilla oficial? Si su hijo fue «contratado» en Sep. 2017, cuando empezó el superprotegido de Ortega?», escribió el periodista Chamorro en su cuenta de tuiter.

Funes, su hijo y su pareja, Ada Mitchell Guzmán Sigüenza, están asilados, huyendo de la justicia salvadoreña por actos de corrupción. Al exmandatario se le acusa de haber desviado más de 351 millones de dólares de la cuenta de gastos reservados (partida secreta) de Casa Presidencial durante su gestión entre el 2009 y 2014.

Comentarios

comentarios